Créditos: Toribio Acevedo Ramírez durante la primera sesión de primera declaración. 19 de mayo de 2022. Foto Juan Rosales.
Tiempo de lectura: 3 minutos

}

La fiscal Elena Sut pidió prisión preventiva en contra de Toribio Acevedo Ramírez, por considerar que existe peligro de fuga; al mismo tiempo advirtió de las amenazas en contra del juez Miguel Ángel Gálvez y de algunos de los fiscales de la Fiscalía de Derechos Humanos, de las fotografías que personas afines a Acevedo Ramírez han tomado de fiscales y querellantes, y las agresiones que se han difundido en redes sociales, en contra de fiscales y del juez, poniendo en riesgo la investigación.

Por Prensa Comunitaria

Toribio Acevedo Ramírez fue ligado a proceso este lunes 19, porque el juez Miguel Ángel Gálvez encontró que existen suficientes evidencias sobre su probable participación en delitos de desaparición forzada, además lo envío a prisión preventiva, porque existe la amenaza latente de peligro de fuga y de la obstrucción de la verdad. Acevedo Ramírez es señalado de participar en una estructura clandestina que desapareció a disidentes políticos entre 1983 y 1985, durante el gobierno del general Óscar Humberto Mejía Víctores.

El juez Gálvez fijó el inicio de la etapa intermedia, para el lunes 5 de septiembre, a las 9 de la mañana. También dio un plazo de tres meses para que el Ministerio Público realice la investigación correspondiente.

Los delitos de desaparición de los que se señala a Acevedo Ramírez: son en relación a Héctor Manuel Escobar, Marvin Girón Ruano y/o Daniel Augusto Salguero Guzmán; de Jorge Alfonso Gregorio Velásquez Soto, de Alma Lucrecia Osorio Bobadilla, Amancio Samuel Villatoro y Juan Pablo Armira López; por el delito de asesinato en agravio de Silvio Matricardi Salán; asesinato en grado de tentativa en contra de Álvaro René Sosa Ramos; y delitos de deberes contra la humanidad en agravio de Álvaro René Sosa Ramos, Mario Enrique Chávez Ovalle, Silvio Matricardi Salán, Dora Elizabeth Osorio Bobadilla y Lídice Palmira Osorio Bobadilla.

Durante la audiencia, el juez Gálvez remarcó en varias ocasiones la naturaleza del proceso de primera declaración, que se centra en el análisis de las evidencias presentadas por la Fiscalía de Derechos Humanos del Ministerio Público (MP) y no en juzgar los hechos.

Las principales conclusiones a las que llegó el juez Gálvez, con base a documentos, fueron que Acevedo trabajó en “el Archivo”, una unidad de inteligencia y operaciones del Estado Mayor Presidencial (EMP); los testimonios de sobrevivientes que lo reconocieron y los señalamientos de un testigo que trabajó como piloto en una institución de inteligencia del Ejército de Guatemala, que lo señala de ser un “torturador” y “sanguinario”.

El jueves 19 de mayo, después del mediodía, la Fiscalía de Derechos Humanos, señaló a Toribio Acevedo Ramírez, por los delitos de desaparición forzada, asesinato, asesinato en grado de tentativa y delitos contra los deberes de la humanidad y de haber pertenecido a una estructura ilegal, al amparo del Estado.

Según la Fiscalía, Acevedo fue identificado en la declaración de un testigo con identidad bajo reserva, como “el Loco” o “Lucas”. La fiscal lo señaló de haber sido parte de una estructura clandestina entre el 29 de agosto de 1983 y 30 de abril de 1985, que controló, desapareció, neutralizó y eliminó a un grupo de disidentes políticos.

Los argumentos presentados por el MP señalan que Acevedo actuó al margen de la ley, generó condiciones para la ejecución extrajudicial de personas registradas en el Diario Militar, y de sustraer bienes en los allanamientos ilegales en los que participó.

En esa misma audiencia, Acevedo Ramírez declaró ante el juez Gálvez detalles de su vida en Zacapa, de su trabajo como “probador de comida”, del general Kjell Eugenio Laugerud García; de su paso por el Ministerio de Finanzas y de un breve exilio en EEUU.

El 12 de mayo inició el proceso de primera declaración de Acevedo Ramírez, quien fue capturado el 11 de mayo en el aeropuerto de Tocumén, Panamá, y trasladado a la cárcel de Mariscal Zavala después de que un juzgado de turno le notificó las razones de su detención.

El 6 de mayo, el juez Miguel Ángel Gálvez, del juzgado Mayor Riesgo B, ordenó al MP que se le investigara por su presunta participación en una estructura clandestina que operó un circuito de desaparición forzada en contra de opositores políticos entre 1983 y 1985, durante el gobierno de facto del general Óscar Humberto Mejía Víctores.

Acevedo Ramírez fue trasladado el miércoles 11 de mayo por la Interpol desde Panamá a Guatemala, después de haber sido detenido por la Policía Nacional de Panamá, porque tenía una “notificación roja”, presentada por el Ministerio Público, por los delitos de desaparición forzada, asesinato delitos contra los deberes de la humanidad.

Lea más aquí:

Militar vinculado con Cementos Progreso enviado a la cárcel por caso Diario Militar

COMPARTE