Día tres: peritajes evidencian culpabilidad de patrulleros acusados por las mujeres Achí

COMPARTE

Créditos: Impunity Watch
Tiempo de lectura: 2 minutos

Este día, durante la tercera audiencia del juicio,  se escucharon las conclusiones de cinco peritajes, entre los cuales se evidenció como uno de los acusados falsificó documentos para ocultar su identidad, además peritos en lingüística y espiritualidad rindieron informes, el impacto de los crímenes contra 36 mujeres Achí fue saliendo a luz. 

Por Juan Calles

La mañana del 7 de enero, se escucharon las conclusiones de diferentes peritos en distintas especialidades, temprano en la mañana María Juliana Sis Iboy perito en lingüística Achi se presentó ante el tribunal, quien informó sobre los significados de algunas palabras para la cultura Maya Achí.

Sis Iboy concluyó que los agresores usaban palabras degradantes para además de dañar el cuerpo de las mujeres dañar su dignidad, mostrando dominio y poder sobre ellas, “mientras las violaban las comparaban con animales” concluyó. 

Por otra parte, se llamó a declarar al antropólogo José Ángel Zapeta García quien presentó un peritaje en el que se afirma que lo sucedido a las mujeres Achi tenía el objetivo de romper la resistencia cultural de este pueblo indígena, abusando a las mujeres que son pilares de la cosmovisión maya. 

Zapeta García es antropólogo y además guía espiritual por lo que su peritaje sobre la cuestión espiritual explica cómo la comunidad maya Achí hoy se encuentra polarizada y enfrentada ya que durante el Conflicto Armado Interno, la violencia estatal ejercida contra el pueblo Achí asesinó a los ancianos sabios, guías espirituales que pudieron guiar al pueblo durante esa época violenta. 

“La espiritualidad es un elemento fundamental en la vida de las comunidades, si es trastocado, se daña lo más profundo y sagrado de una comunidad indígena” afirmó Zapeta García 

Acusados duermen y gesticulan durante las audiencias

Mientras en la sala de audiencias se presentan los informes de los peritos, los cinco patrulleros acusados de crímenes de lesa humanidad, desde su prisión en el centro militar de Mariscal Zavala, duermen la siesta y gesticulan ante las declaraciones de los peritos. Mariscal Zavala es una prisión considerada VIP en Guatemala. 

Los acusados no han estado presentes en la sala de audiencias, escuchan las audiencias vía conferencia virtual por una pantalla, su imagen se proyecta en la pared a espaldas de la jueza Jazmín Barrios, como sombras irreales los acusados de forma irrespetuosa duermen, platican, comen y beben mientras en la sala de audiencias se les acusa de violar a una niña de 12 años. 

Para finalizar la jornada se escucharon las conclusiones de tres peritos expertos en el análisis forense de documentos, firmas y huellas digitales, los tres expertos, Erick Duque, Ericka Castro Ruiz y Lourdes Carrera mostraron en sus análisis que el acusado Gabriel Cuxum Alvarado trató de ocultar su identidad falsificando documentos legales, usando el nombre de Manuel Gumercindo Ramírez Paz.

Por esta razón, Cuxum Alvarado es acusado de usurpación de estado civil además de crímenes de lesa humanidad. 

Llegado el mediodía, la jueza Barrios aplazó la audiencia para el próximo lunes 10 de enero a las ocho de la mañana. Junto a Barrios otros dos jueces forman el tribunal de mayor riesgo que conoce este nuevo caso de justicia por crímenes de lesa humanidad. La próxima semana varios oficiales del alto mando militar tendrán que enfrentar la justicia en otro tribunal, se trata del inicio del juicio por las detenciones, tortura, ejecuciones y desaparición forzada de militantes guerrilleros, el caso se conoce como Diario Militar. 

Autoría y edición

Periodista

COMPARTE