Fallece Lucero, una de las mujeres fundadoras de la Cooperativa Nuevo Horizonte

COMPARTE

Créditos: Cortesía.
Tiempo de lectura: 2 minutos

Por Simón Antonio

Adelaida Vásquez Sánchez reconocida como Lucero durante los años del Conflicto Armado Interno en Guatemala, cuando militaba en las Fuerzas Armadas Rebeldes (FAR) como responsable de logística, falleció ayer en la ciudad de Guatemala mientras recibía atención médica por una enfermedad crónica.

Adelaida fue una de las fundadoras de la Cooperativa Nuevo Horizonte en Santa Ana, Petén, además, era madre de Guadalupe Figueroa, integrante de Prensa Comunitaria y de Adelita y Pedro. Era compañera de Eusebio Figueroa, reconocido como capitán Rony.

También era la única mujer entre ocho hermanos y según Luis Ovalle, periodista de Prensa Comunitaria, el padre de Lucero influyó mucho en su vida, porque fue un oficial guerrillero reconocido como el teniente Vidal.

Candelaria Martínez una de sus excompañeras militante de las FAR, la recordó como una persona muy trabajadora, pero cuando tuvo a su cargo la responsabilidad de logística se separaron por mucho tiempo.

“La conocí en diciembre del 89, como en estos días. Fue aquí en Petén, cerca de la frontera. Era una compañera muy servicial. A mí me mandaron a otro frente y la volví a ver cuando ya comenzamos a fundar la Cooperativa Nuevo Horizonte” recordó Martínez.

La Cooperativa Nuevo Horizonte fue fundada en febrero de 1997 por excombatientes de las FAR. Actualmente tiene cuatro áreas de servicio a la comunidad, ganadería, tipi cultura, turismo y pinera.

Lucero además de ser fundadora de ese proyecto era una de las socias. Según Martínez también formaba parte del comité de mujeres y de la junta directiva, que cada año se cambia.

Martínez también recordó que durante los primeros trabajos que hombres y mujeres realizaron en la cooperativa, todas y todos trabajaban por igual en la construcción de casas.

Entre las diversas actividades que Lucero realizó en la comunidad también se dedicó a la crianza de gallinas ponedoras. Cuando se entregó una parte de la tierra para cultivo de las familias en Nuevo Horizonte sembró limón, plátano y maíz.

Hace dos meses, Lucero comenzó a padecer de dolor de garganta y había confusión con los síntomas de COVID-19, pero el médico le informó a la familia que era leucemia, por lo que  se tuvo que hacer exámenes hasta confirmar que la enfermedad se encontraba en una etapa avanzada por lo que se trasladó a la ciudad de Guatemala para el tratamiento.

“Yo me enteré por el grupo whatsapp que tenemos las mujeres y por los estados donde se compartía la noticia. Siempre le escribo, pero ayer -2 de diciembre- no le escribí y mandé a preguntar por ella”, lamentó Martínez.

Lucero ya fue trasladada a su comunidad en Nuevo Horizonte, donde será despedida por familiares y amigos.

Autoría y edición

Periodista Maya Q'anjob'al

COMPARTE