Créditos: Prensa Comunitaria.
Tiempo de lectura: 2 minutos

“…en dicho registro es que el contingente se hacía acompañar de un individuo de particular que usaba gorro pasamontañas y era transportado en un pickup hilux”

Por Prensa Comunitaria

Siendo las 7 de la mañana, un contingente de la Policía Nacional Civil (PNC) y dos camiones del Ejército allanaron la casa del periodista Carlos Choc, quien ha documentado los efectos negativos de la minería en el Estor, Izabal.

En el marco del estado de sitio decretado por el Organismo Ejecutivo las autoridades registraron la casa del comunicador, aunque Choc no se encontraba en su vivienda. El agravante en dicho registro es que el contingente se hacía acompañar de un individuo de particular que usaba gorro pasamontañas y era transportado en un pickup hilux; unas cuadras más adelante, una fuente confidencial asegura que en ese vehículo se encontraba el alcalde comunitario Rigoberto Bo.

El señor Bo ha cuestionado la labor periodística de Carlos Choc, además de amenazar con expulsarlo de la comunidad en donde reside el periodista.

El pasado 15 de octubre el portón de la casa de Choc fue derribado mientras daba cobertura a un posible desalojo contra las autoridades ancestrales de la resistencia anti minera. “En dos ocasiones el alcalde auxiliar amenazó con expulsarme de la comunidad por que no está de acuerdo con mi trabajo de periodista”, afirmó Choc.

A las 7:30 de la mañana también fue allanaba la casa de otro corresponsal de Prensa Comunitaria, Juan Bautista Xol, quien en días anteriores fue acusado en redes sociales de estar armado y disparar contra agentes de la PNC, sin embargo, luego de realizado el registro y mantener retenido al periodista durante dos horas, fue dejado en libertad al no encontrar ningún indicio de su involucramiento en los hechos violentos, cuando la PNC reprimió la resistencia pacífica en contra de la minería en el municipio del el Estor.

Los allanamientos realizados este martes también incluyen las viviendas de líderes comunitarios que apoyaron la resistencia pacífica en contra el trabajo de la empresa minera CGN/PRONICO, empresa suiza con capital ruso que es acusada por las comunidades de El Estor de causar graves daños ecológicos y de continuar contaminando el lago de Izabal.

Las autoridades del Consejo Ancestral maya Q’eqchi’ exigen al Estado que los incluya y acredite para participar en el proceso de consulta sobre el proyecto minero Fénix.

 

El Estor: autoridades Q’eqchi’ piden suspender operaciones a CGN- Pronico de Solway

Autoría y edición

COMPARTE