Créditos: MSPAS
Tiempo de lectura: 3 minutos

Por Prensa Comunitaria

La ministra de Salud, Amelia Flores presentó su renuncia como titular del Ministerio de Salud, en medio de uno de los picos más altos de contagios de la tercera ola, que se ha visto agravada porque el gobierno de Alejandro Giammattei no ha podido responder a los efectos de la pandemia de la COVID-19 así como varias denuncias en su contra por el fallido contrato del gobierno para adquirir vacunas Sputnik V al gobierno ruso.

La primera noticia sobre la renuncia de Flores surgió el pasado 24 de agosto, pero ni en la cartera de Salud ni en la Presidencia confirmaron esta versión.

Flores ratificó al medio La Red que había presentado su renuncia y justificó tener “procesos personales que solventar”.

“Yo presenté mi renuncia hace varias semanas, el mes pasado, sin embargo, acordamos esperar hasta el 16 de septiembre, lo cual ya se acercó y precisamente en ese proceso estoy”, dijo Flores.

La ministra agregó: tengo algunos procesos personales que solventar que, considero que me requieren tiempo, por eso dejo el cargo y confío que, quien lo asuma, lo hará con responsabilidad.

Asimismo confirmó que el viceministro Francisco Coma asumirá como ministro.  Creo que es bueno para el Ministerio, la respuesta a la pandemia y todo lo que esto conlleva, dijo.

Según Flores, cuando presentó su renuncia, el presidente le pidió que lo esperara “y me esperé”.

Ayer, el diputado Carlos Barreda señaló en el Congreso que, según rumores, la ministra de Salud y otros viceministros habían renunciado al cargo, pero no había quien los sustituyera. Barreda dijo que si el equipo de Flores quiere irse “que se vaya”, si no, no van a cumplir con las metas fijadas en la Ley de Emergencia Nacional para la Atención de la Pandemia del COVID-19 que aprobó el Congreso este 13 de septiembre.

El rumor de la renuncia de Flores surgió un día después de que fuera citada por la Comisión de Previsión y Seguridad Social del Congreso, el 23 de agosto, para tratar temas relacionados al Plan de Vacunación contra la COVID-19 y contratos de adquisición de esa cartera.

Sin embargo, la ministra se excusó para no asistir a la reunión, señalando que por segunda vez resultó positiva a COVID-19, el 19 de agosto.

El pasado 2 de agosto la cartera de Salud informó que Flores había dado positivo al virus. El 13 de agosto la ministra estuvo presente junto a otros ministros cuando el presidente Alejandro Giammattei decretó un nuevo estado de calamidad, que fue improbado el 23 de agosto por el Congreso.

Flores asumió como titular de la cartera de Salud el 19 de junio de 2020, en sustitución de Hugo Monroy, quien fue destituido del cargo.

Varias denuncias en su contra

La gestión de Flores al frente del ministerio fue criticada por varios sectores, por su ineptitud para controlar los efectos de la pandemia, que se ha reflejado en el fracaso de la implementación del Plan Nacional de Vacunación, el aumento de contagios del virus y el colapso de la red hospitalaria.

A esto se suma el opaco contrato realizado con el Fondo Ruso de Inversión Directa para la adquisición de 16 millones de dosis de vacunas Sputnik V, de las cuales han llegado al país únicamente 1 millón 360 mil dosis.

Por este contrato, Flores fue denunciada por la Contraloría General de Cuentas por los delitos de abuso de autoridad, incumplimiento de deberes y peculado por sustracción, por no garantizar que el contrato tendrá los efectos establecidos, ya que se desconoce las garantías que hay.

Entérese más acá:

Contraloría denuncia a ministra de Salud por contrato de vacunas Sputnik

 

Diputados de la bancada Winaq y la organización Acción Ciudadana, también denunciaron por separado, a la ministra y al presidente Giammattei por la firma del contrato para la adquisición de las vacunas al Fondo Ruso de Inversión Directa.

Entérese más aquí:

Giammattei y funcionarios señalados por cinco delitos en compra de vacunas rusas

 

 

Autoría y edición

COMPARTE