Tribunal Supremo de EE.UU. pide restablecer programa migratorio

COMPARTE

Créditos: EFE
Tiempo de lectura: 2 minutos

Por teleSur

Según expertos, con la aplicación del “Quédate en México”, los migrantes quedan expuestos a la violencia en la frontera.

La Suprema Corte de Estados Unidos (EE.UU.) rehusó bloquear este martes 24 de agosto el fallo de un tribunal de menor jurisdicción que establece que el Gobierno del presidente Joe Biden debe reinstaurar una política de la Administración Trump sobre la obligatoriedad de esperar en México hasta las fechas para las audiencias a quienes soliciten asilo estadounidense.

El programa conocido como “Quédate en México” recibió el disenso de los tres jueces liberales del tribunal, quienes apuntaron que es posible que el Gobierno violara una ley federal en su intento de volver a aplicar el Protocolo de Protección al Migrante (PPM), su nombre oficial.

Aún no se contabilizan la cantidad de personas sobre las cuales la medida tendrá efecto. De acuerdo con el fallo del tribunal menor, el Gobierno debe reiniciar el programa con un esfuerzo de buena fe.

El PPM ha dejado a miles de personas esperando México hasta que se determine la fecha de sus audiencias de asilo. Estas citas pueden tardar meses o años.

Anteriormente, el juez federal de Texas, Samiel Alito, había ordenado reinstaurar el programa ante la demanda de los fiscales generales de su estado y de Misouri. Tanto el magistrado como la Corte Federal de Apelaciones del quinto circuito rechazaron la solicitud de la Administración de suspender el fallo que emitió.

Alito ordenó una breve demora para otorgar al pleno de la corte el tiempo necesario con el objetivo de considerar la apelación del Gobierno central.

“La solicitud de suspensión presentada al juez Alito y por él referida a la Corte es denegada. Los solicitantes no han demostrado en el reclamo que el memorando (que suspende el programa) no fue arbitrario”, reveló la orden judicial.

En opinión del fiscal general de Texas, Ken Paxton, el fallo es una victoria para estos estados, pero los expertos consideran que resulta un riesgo para la vida de los migrantes al obligarlos a esperar en la frontera con peligros de violencia y pandillas.

De acuerdo con el abogado de la Unión de Libertades Civiles de EE.UU. (ACLU, por sus siglas en inglés) Omar Jadwat, La Casa Blanca hizo bien en rescindir la política, que castiga y atrapa en condiciones peligrosas y miserables que buscan un mejor porvenir.

Asimismo, puntualizó que la Administración Biden debe “tomar todas las medidas disponibles para poner fin por completo a este programa ilegal, incluso terminando con una explicación más completa”.

Autoría y edición

COMPARTE