Las coronas de Nixtiquipaque, una tradición Xinka en el día de San Joaquín y Santa Ana

COMPARTE

Créditos: Alva Batres.
Tiempo de lectura: 2 minutos

Por Alva Batres

Desde hace unos 200 años, cada 26 de julio se celebra la carrera de coronas en Santa Anita Nixtiquipaque en Santa María Ixhuatán, Santa Rosa. “La imagen de Santa Ana (madre de María) fue donada por un sacerdote español. Aquella imagen no llegó a Santa Anita, se había quedado en Ixhuatán. Cuando el sacerdote regresó a la parroquia, organizó una procesión para llevar la imagen a la comunidad, así relató el origen de la tradición José Aguilar Ramírez, alcalde indígena de la  alcaldía Xinka.

Con motivo de aquel acontecimiento, agregó el cura Ramírez, “se elaboraron coronas de flores naturales y artificiales, con armadura de madera y caña de castilla. Eran muchos los visitantes que querían llevar una “reliquia” de Santa Ana, por lo que decidieron organizar carreras de caballos con las coronas, solo los ganadores podían llevar una corona de flores”.

La carrera de coronas es una tradición popular en el municipio de Santa María Ixhuatán. Muchos visitantes se dan cita para presenciar la belleza, creatividad y colorido de las coronas y la emoción de ver jinetes locales y visitantes corriendo por las principales calles de la comunidad compitiendo por una corona. 

La corona más grande es dedicada a Santa Ana. La imagen de San Joaquín y Santa Ana visten sus mejores galas, son venerados por cientos de visitantes.

En 2020, la pandemia interrumpió por única vez en 200 años la tradicional carrera de coronas. Para este año, debido a las restricciones, se cambió un poco la tradición, haciendo un concurso de coronas con la participación de niñas de la localidad, quienes desfilaron en procesión por las calles acompañadas de música de viento muy propia del lugar.

Autoría y edición

Periodista en el departamento de Izabal

COMPARTE