Créditos: Regina Pérez
Tiempo de lectura: 2 minutos

Por Prensa Comunitaria

El Grupo de Estudios sobre Centroamérica (GECA) del Instituto de Estudios de América Latina y el Caribe de la Facultad de Ciencias Sociales, Universidad de Buenos Aires, Argentina, manifestó su solidaridad con los familiares de las víctimas del denominado “Diario Militar” de Guatemala, después de que el pasado 27 de mayo fueran detenidos 11 oficiales de alto rango, del ejército y la policía.

El GECA señala que el “Diario Militar” es un documento de las fuerzas armadas guatemaltecas, en el que se registran 183 personas víctimas de desaparición forzada, en su mayoría ejecutadas. Dicho documento fue creado en la dictadura de Óscar Humberto Mejía Víctores (1983-1985), período en que la desaparición forzada, como forma de represión política, fue sistemática en Guatemala. Los expertos en inteligencia más comprometidos fueron formados por argentinos, indica.

El pasado jueves se concretó, a través de la Fiscalía de Derechos Humanos del Ministerio Público, la captura de 11 sindicados de desaparición forzada, torturas, violaciones y asesinatos registrados en el documento “Diario Militar”, luego de larguísimo camino de lucha de familiares y organizaciones de derechos humanos.

La entidad argentina considera que, si el Estado de Guatemala cumple las indicaciones de la sentencia de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH), se compromete a investigar el caso y a combatir la impunidad, cuidando la seguridad de los implicados y el Estado de Derecho, se inicia un proceso que traerá la verdad y la justicia, no sólo a las víctimas directas de las atrocidades cometidas y al pueblo de Guatemala, sino a la comunidad latinoamericana, que por acción u omisión avaló y fomentó esos tan aberrantes crímenes.

El GECA hace un llamado a las organizaciones de derechos humanos latinoamericanas, a los movimientos sociales y a las instituciones académicas, para que ayuden a la difusión internacional en sus redes sociales y a la observancia del debido proceso.

Finalmente, se solidarizan desde Argentina, con los familiares, la fiscalía de derechos humanos y los jueces que llevarán adelante el proceso.

El Ministerio Público publicó que los detenidos fueron: Gustavo Adolfo Oliva Blanco, José Daniel Monterroso Villagrán, Edgar Corado Samayoa, Marco Antonio González Taracena, Enrique Cifuentes de la Cruz, Víctor Augusto Vásquez Echeverría, Juan Francisco Cifuentes Cano.

Eliseo Barrios Soto, Edgar Virgilio de León Sigüenza, Mavilio Aurelio Castañeda Betancourth y Rone Rene Lara.

Marco Antonio González Tareacena fue general del ejército; director de Inteligencia y ministro de la Defensa entre 1995 y 1996. Su hijo, Estuardo González fue señalado de formar parte de una estructura criminal y de corrupción durante el gobierno del general Otto Pérez Molina, en el caso denominado “Línea 2”, según publicación de elPeriódico de 2015.

En el caso de los detenidos Edgar Corado Samayoa, Enrique Cifuentes de la Cruz, Eliseo Barrios Soto, Mavilio Aurelio Castañeda Betancourth y Rone Rene Lara, todos eran subalternos militares y especialistas del Estado Mayor Presidencial. Con ellos también fueron detenidos José Daniel Monterroso Villagrán y Edgar Virgilio de León Sigüenza -especialistas de la Dirección de Inteligencia militar- y el excomandante de la zona militar del departamento de Chimaltenango, Víctor Augusto Vásquez Echeverría. 

Autoría y edición

COMPARTE