En Alta Verapaz 15 años sin mantenimiento de carretera, comunidades exigen reparación

COMPARTE

Créditos: Rony Morales.
Tiempo de lectura: 3 minutos

Por Rony Morales     

Pobladores maya Q’eqchi’ de 124 comunidades y 8 Consejos Comunitarios de Desarrollo (Cocodes) de la región norte de San Pedro Carchá y Fray Bartolomé de las Casas, Alta Verapaz, solicitaron la reparación de un tramo de unos 20 kilómetros de la Ruta Nacional Cinco que los comunica, debido a que llevan unos 15 años viviendo bajo engaños de políticos que solo llegan a ofrecer reparaciones en temporada de elecciones, afirmaron.

Ese tramo carretero sigue siendo de terracería, piedras y se encuentra lleno de baches, tampoco cuenta con señalización vial o taludes diseñados de manera correcta; los puentes se encuentran dañados por el exceso de lluvia provocado por las tormentas Eta y Iota que golpearon esa región el año pasado.

Foto: Rony Morales.

Sebastián Chub, representante de esa región, comentó que desde 2005 no se le han dado mantenimiento a ese tramo de la carretera, a pesar que tienen conocimiento que desde esa fecha se contrató a la empresa de construcciones Carrillo Caycedo, Sociedad Anónima, (CONCAY) y que es la responsable de asfaltar el tramo de San Pedro Carchá y San Agustín Lanquín, que conecta con la Franja Transversal del Norte (FTN).

Según Erick Cú, vecino y técnico de desarrollo rural de la municipalidad de Carchá, desde hace dos administraciones anteriores el gobierno central otorgó los fondos para la realización de esta obra.

En octubre del 2018, el exdiputado Amilcar Pop de la bancada Winaq, cuando formaba parte de la Comisión de Probidad y Transparencia, auditó ese contrato de construcción de la obra que fue suscrito en el 2011, con un plazo de conclusión de 365 días y un costo de aproximado de Q39 millones de quetzales.

La auditoría realizada en esa fecha detalló que el Estado había pagado Q74 millones de un total de Q104 millones asignados debido a la continuidad de renovaciones de contratos, sin que se evidenciara la ejecución de la obra, por lo que esa comisión solicitó que se realizara una investigación para aclarar las irregularidades, sin que hasta la fecha exista información sobre ese proceso.

Para Carlos Cuc, miembro del Cocode de la comunidad Rubel Tzul, esta carretera actualmente es utilizada por 125 comunidades que llegan a Campur por razones de comercio. Muchas personas se dedican a la agricultura de café, maíz, frijol y cardamomo, además sirve de paso a los visitantes que van de Semuc Champey a la laguna Lachuá, o al sitio de Candelaria Mucbilhá, al parque nacional las Cochas y otros sitios turísticos.

Esa problemática también afecta a los transportistas, a las personas del sistema de Salud, maestras y maestros que deben llegar a las diferentes comunidades, así como a las personas comerciantes locales y a los visitantes, que han reportado que se han quedado varados y en peligro en la carretera.

Foto: Rony Morales.

Cuc también comentó que el viaje de Campur a Fray Bartolomé de las Casas debería poder realizarse en una hora, pero por las condiciones de la carretera, los automóviles, buses y camiones lo recorren en unas cinco horas.

Desde hace varios años, la población de esa región del país ha iniciado el trámite para que Campur sea reconocido como municipio, pero hasta el momento sigue siendo una aldea de San Pedro Carchá.

Durante las tormentas Eta y Iota y durante la pandemia de coronavirus se agudizó la problemática para la población Q’eqchi’ que ha enfrentado mayores restricciones de movilización, que sumado a la falta de oportunidades y la pobreza en la región, muchos niños, niñas y juventud han emprendido el viaje a Estos Unidos junto a sus familiares busca de una mejor oportunidad de vida.

Autoría y edición

Periodista de Alta Verapaz

COMPARTE