¿Ahora sí despertará Ecuador?

COMPARTE

Créditos: IlkaOCorado
Tiempo de lectura: 3 minutos

Por Ilka Oliva Corado

Porque muchos votaron con enorme irresponsabilidad con la historia de su país, Ecuador se encuentra en esta segunda vuelta presidencial. Arauz tuvo que haber barrido en la primera vuelta, sepultado toda esperanza de la derecha neoliberal, pero no, muchos le fallaron a la memoria histórica y a su presente, lo que es peor, al futuro de las generaciones tiernas.

Votar por Lasso es regresar al neoliberalismo, es poner al país al servicio de las mafias. Es regalarles la riqueza natural a las élites depredadoras que no lo piensan dos veces cuando se trata de destruir el patrimonio del pueblo. Votar por Lasso es votar por Lenin Moreno, es aceptar con la cabeza baja y la dignidad mancillada cualquier dictadura. Es darle carta blanca a las oligarquías para que saqueen a sus anchas las arcas del Estado. Votar por Lasso es negarle el derecho a la educación a la infancia empobrecida, violentada por un Estado ausente. Es negar el sistema de salud, es irrespetar y volver polvo los huesos de los migrantes que con sus remesas sostienen a Ecuador en hombros. 

En esta segunda vuelta los ecuatorianos deben reaccionar, Arauz representa el proyecto de país que incluye, y sí a un Correísmo que lo dignificó. No es posible que la gente haya olvidado tan pronto a la Revolución Ciudadana y todos los derechos retornados. No es posible que en tan poco tiempo alguien haya decidido voltear su voto y dárselo al neoliberalismo que un día los dejará sin agua, sin tierra, sin árboles, con los ríos secos, con la tierra vuelta alud, con el hambre a cuestas y con un sistema de salud y educativo inservibles. ¿Eso quieren? ¿Acaso  lo que quieren es que les den palo hasta por debajo de la lengua, las veces que el neoliberalismo quiera? ¿Quieren más masacres como la última del dictador Lenin Moreno? ¿Y cómo respondió el pueblo a la hora de las votaciones? Yendo a una segunda vuelta cuando tuvieron que sepultar a esos cobardes. 

Todo el que votó por Lasso o por Yaku Pérez votó al neoliberalismo, también el que votó nulo o no salió a votar. No votar es estar  a favor del neoliberalismo. El voto nulo también. ¿Ya olvidaron el país que fue Ecuador con Correa? La admiración que les teníamos desde los países que llevan décadas gobernados por mafias neoliberales, para un ejemplo; Guatemala, Honduras y El Salvador. Gobernados por mafias.  ¿Al nivel de estos países quieren llegar los ecuatorianos, acaso? ¿Qué tan hondo quieren caer para reaccionar?   Estos tres países son un enorme basurero, las mafias acabaron con las selvas, los ríos, las minerías están acabando con poblaciones completas y obligándolas a emigrar en masa. El Estado violenta a las comunidades en resistencia, disfraza la violencia constitucional de violencia común. ¿Eso quieren los ecuatorianos? ¿Cuántas masacres más en las cárceles? ¿No les ha sido suficiente con un Lenin Moreno para que ahora se impongan un Lasso en el cuello? 

Yo espero que voten con dos dedos de frente y no amanezcan el lunes con que decidieron darle continuidad a un gobierno de dictadura, porque no solamente lo lamentarán 4 años, lo lamentarán toda su vida. En tiempos de democracia votando a una dictadura, además de ser una vergüenza, es un enorme retroceso y una gran estupidez. Déjense de chambonadas y hagan las cosas bien. Vuelvan a ser el ejemplo y la admiración de país que fueron con el Correísmo.

Sin más qué decir, como latinoamericana espero que el lunes la Patria Grande tenga buenas noticias desde Ecuador. Darle continuidad al progresismo es una obligación ciudadana. 

Blog de la autora: https://cronicasdeunainquilina.com
Ilka Oliva Corado. @ilkaolivacorado07 de abril de 2021. 

Autoría y edición

Soy Ilka, dividida entre las fronteras de reminiscencias e imaginación, nadando en el mar bravío de la migración. Entre otras faenas, indocumentada con maestría en discriminación y racismo.

COMPARTE