Créditos: Gilberto Escobar
Tiempo de lectura: 5 minutos

En las jornadas de protesta del sábado 21 en Quetzaltenango y Huehuetenango se reportaron varias detenciones; el proceso judicial para algunos sigue abierto.

Por Gilberto Escobar

El pasado 21 de noviembre a nivel nacional se vivieron jornadas de protestas como respuesta a la poca transparencia en el manejo de los fondos gubernamentales y por la aprobación de un presupuesto 2021 por una mayoría de diputados en el Congreso de la Republica.

Para leer más sobre los motivos que generaron las jornadas de protestas lea la siguiente nota:

En Quetzaltenango, el pasado sábado diversos grupos marcharon de distintos puntos de la ciudad para encontrarse con otros colectivos en el parque central de la cabecera departamental de Quetzaltenango.

Al final de la jornada, un grupo de personas se dirigió al frente del edificio de Gobernación y luego de unos minutos se dio un enfrentamiento entre un grupo de manifestantes y la Policía Nacional Civil (PNC). Después de que los antimotines lanzaron bombas de gas lacrimógeno para dispersar a quienes protestaban la policía detuvo a seis personas.

Sobre los hechos, el vocero de la PNC, Jorge Aguilar, informó que fueron siete las personas detenidas; en contraste el director de auxiliaturas de la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH), Miguel Colop dijo que fueron seis.

Una de las abogadas que dio acompañamiento a los detenidos y que pidió el anonimato debido a que el proceso sigue abierto dijo que  los detenidos salieron en libertad la madrugada del domingo.

Además, agregó que se les detuvo por faltas al orden público, pero el proceso está abierto y la audiencia será el próximo 3 de diciembre en donde se determinara si la sentencia es absolutoria condenatoria.

PNC golpea a menor de edad en Huehuetenango

En la cabecera departamental de Huehuetenango decenas de personas manifestaron su rechazo al gobierno y a la aprobación del presupuesto 2021, que redujo considerablemente los presupuestos en el área social; y aumento desmedidamente los gastos al Congreso.

La población y organizaciones sociales se concentraron en el parque central del municipio para sumarse a las protestas que se organizaron en otros departamentos. Al final de la jornada la policía con uso excesivo de la fuerza detuvo a dos personas, una de ellas menor de edad.

Juan Andrés Guzmán Díaz, quien participo en la jornada de manifestación en el municipio de Huehuetenango, relató a través de un comunicado la forma brutal que utilizó la Policía Nacional Civil (PNC) para detenerlo y la amenaza de muerte que le hicieron los agentes el sábado 21 de noviembre.

Foto: Cortesía

Guzmán relató a través de una publicación del 23 de noviembre en redes sociales: “Pasados no más de 15 minutos los elementos de la Policía Nacional Civil hicieron uso de la fuerza, gas lacrimógeno y bates para atacar a los manifestantes, iniciando una persecución contra cualquiera que corriera”.

Foto: Cortesía

También narró que para evitar el efecto del gas decidió salir del lugar, en ese momento, dijo: “los elementos de la PNC me persiguieron sin razón aparente, deteniéndome dentro de una tienda en la cual me refugiaba por salvaguardar mi vida. Me esposaron, me secuestraron por un lapso de unos 30 minutos donde me golpeaban incesantemente dentro de la patrulla y luego me trasladaron a la subestación 043”.

Foto: Cortesía

Ya en la subestación policial, Guzmán cuenta: “decidieron golpearme, me rociaron gas pimienta en la cara y en mis partes íntimas (…) dejando como resultado una visita custodiada por seis policías al Hospital Regional de Huehuetenango (…) con traumatismos de cráneo, cara y abdomen (…) pude identificar sus rostros principalmente de un agente de la subestación 043 (…) amenazándome de muerte si yo decía algo de lo que me habían hecho”.

Para leer más sobre las detenciones en Huehuetenango:

Xela pintada de sangre, e ilegalidades

Orlando Cifuentes, un estudiante de derecho del Centro Universitario de occidente (CUNOC), que junto a sus compañeros se sumó a la jornada de protesta, y en una entrevista vía telefónica señaló “varias de las detenciones que observé fueron arbitrarias”.

Foto: Gilberto Escobar

Una persona iba subiendo por la 12 avenida, cerca del parque central, ya estaba obscuro y agentes de la PNC lo golpearon y detuvieron sin motivo alguno, según mis estudios en leyes esa es una detención arbitraria, él no estaba haciendo nada,  relató Cifuentes.

Foto: Cortesía

Cifuentes señaló que ya caída la noche la policía empezó a golpear a varios manifestantes que se retiraban del parque central “agarraron parejo”.

La tarde del sábado el parque central y principales calles de Xela fueron abarrotadas por más de 3 mil manifestantes, entre ellos colectivos estudiantiles, organizaciones sociales, colectivas de mujeres para alzar la voz contra el Gobierno.

Foto: Gilberto Escobar

Para leer más detalles de la jornada de manifestación:

Los detenidos y la acusación

En Quetzaltenango los detenidos fueron; José Ricardo Pérez Ramírez, Willy Fernando Guzmán Marín, Miguel Estuardo Valle Sáenz, Ana Rebeca Guillen Alcahé, Cesar Ubaldo Boj y Nataly Duarte Castañeda.

Mayra Lorena de León Rodas,  jueza de paz penal del departamento de Quetzaltenango, fue quien celebro la audiencia la noche del sábado 21 y madrugada del 22, en la que dejó en libertad a las personas que habían sido acusadas por falta contra el orden público.  

Los detenidos no aceptaron los hechos que les atribuyó la policía, por tal motivo el tres de diciembre resolverán finalmente su situación. La orden de libertad que dio la Jueza Rodas fue bajo caución juratoria. Para el sábado 28 de noviembreel colectivo “VOS”, de Quetzaltenango, convocó para una segunda jornada masiva de manifestación contra la corrupción en el parque central.

Autoría y edición

Periodista curioso, contador de historias invisibles. Creo en el periodismo riguroso y comprometido.

COMPARTE