Créditos: David Toro

Por David Toro

Sin grilletes y con un gran operativo policial para garantizar su seguridad,  el empresario y exministro de comunicaciones Alejandro Sinibaldi se entregó a las autoridades tras cuatro años y tres meses de permanecer prófugo. Se le vincula a cinco casos de corrupción y aseguró que durante las audiencias conoceremos: “su verdad”.

Alejandro Sinibaldi contactó al Ministerio Público (MP) para entregarse a la justicia desde hace nueve meses, según la información que proporcionó durante una conferencia Juan Francisco Sandoval, jefe de la Fiscalía Especial Contra la Impunidad (FECI), y este 24 de agosto fue posible cuando pisó suelo guatemalteco tras ingresar por la frontera de Tapachula, México, procedente de la ciudad de Florencia, Italia.

Durante el tiempo que se mantuvo prófugo, Sinibaldi fue puesto en la lista negra de Estados Unidos en diciembre de 2019. El Departamento de Estado le prohibió el ingreso a ese país. Según el fiscal Sandoval, Sinibaldi se encontraba Florencia, cuando inició la operación coordinada por la Organización International de Policía Criminal (Interpol) para capturarlo en Guatemala. En 2017,  pobladores que’eqchi’s de Izabal aseguraron haber visto a Sinibaldi movilizarse entre sus fincas Machacas y El Edén.

Sinibaldi, exministro de comunicaciones del gobierno de Otto Pérez Molina (2012-2015) y candidato a la presidencia del Partido Patriota en las elecciones de 2016, fue vinculado a cinco casos de corrupción de alto impacto investigados por el MP y la Comisión Internacional Contra la Impunidad en Guatemala (Cicig); la Cooperacha, Odebrecht, Construcción y Corrupción, Transurbano y Arca.

“Sin grilletes”

El exministro arribó al  mediodía  a las instalaciones de la Fuerza Aérea de Guatemala (FAG) de la ciudad de Guatemala, en la zona 13, un vuelo privado organizado por el MP. Dicen que todos los delitos son iguales ante la ley, pero el trato con los acusados no siempre es igual, Sinibaldi es prueba de ello pues en ningún momento se le colocaron esposas.

Al ser trasladado al torre de Tribunales, en la zona 4, en el Juzgado de Mayor Riesgo “B”, el juez Miguel Ángel Gálvez le hizo saber a Sinibaldi el motivo de su captura, sin embargo, esto se realizó a puerta cerrada porque la fiscal Lesly González de la FECI y los defensores de Sinibaldi solicitaron reserva parcial del proceso. 

“Los creadores del sistema de corrupción son los constructores”

Al finalizar la audiencia, en los pasillos del juzgado, Sinibaldi declaró ante los medios por primera vez en cuatro años, estar feliz de volver al país porque podría ver a su familia, asimismo dijo, “los ministros solo somos aves de paso, los verdaderos creadores del sistema de corrupción del Ministerio de Comunicaciones son los constructores”.

“Voy a aclarar mentiras, porque muchos aprovecharon mi ausencia para limpiar en mi sus actos de corrupción”, comentó Sinibaldi a la puerta del elevador del piso 14 de la Torre de Tribunales. Asimismo, negó tener un acuerdo con la fiscalía y dijo que no está sobre la mesa ser colaborador eficaz.

Sinibaldi incluso agradeció al MP por la colaboración para volver al país, en el comunicado que publicó en redes sociales, minutos despues de que se hizo pública su captura. También indicó que está dispuesto a colaborar para esclarecer los hechos de los hechos de corrupción en los que está señalado. Su declaración fue calificada como un hecho importante por el excomisionado de la Cicig, Iván Velásquez, quien en sus redes sociales dijo que si la actitud del exministro es honesta, Guatemala estaría ante un escenario similar al de 2015.

El próximo jueves 27 de agosto, será la audiencia de primera declaración, el juez Miguel Ángel Gálvez le dará la oportunidad a Alejandro Sinibaldi de rendir su primer testimonio sobre los actos de corrupción, que según el MP y la CICIG, en dirigió.

Autoría y edición

Periodista y fotógrafo en Prensa Comunitaria

COMPARTE