Hospital Nacional de Totonicapán cierra por tres días y pocas cosas quedan claras sobre caso de COVID-19

COMPARTE

Créditos: toto1

Fotografía y texto: Gilberto Escobar

28 de abril de 2020

La muerte de una mujer por coronavirus en Totonicapán el 25 de arbil llevó al cierre del Hospital Nacional por 72 horas. Autoridades comunales solicitan que el caso sea investigado para descartar que sea comunitario y vecinos demandan que las autoridades sean transparentes en la información. Hasta el momento el presidente Alejandro Giammattei no se ha pronunciado sobre el cierre del nosocomio.

Eran las 21 horas del sábado recien pasado cuando vecinos de la zona 3, de la cabecera municipal de Totonicapán, se organizaron para evitar el entierro de una mujer de 61 años, que falleció por COVID-19 en el Hospital Nacional José Felipe Flores.

Las autoridades comunales de la aldea Chipuac, de donde era originaria la paciente, en un comunicado oficial aclararón que el entierro se llevó a cabo en esa localidad cumpliendo todas las medidas sanitarias establecidas.

Según los registros del centro de salud de Totonicapán, a través del acta de defunción se confirmó la causa de su muerte: una neumonía que le produjo una obstrucción crónica pulmonar a causa de la COVID-19.

Las autoridades comunales relataron que durante 20 días la víctima visitó dos veces el hospital nacional, por eso piden que se investigue el caso y así descartar que se haya tratado de un caso comunitario.

Sobre la situación, hasta el momento se sabe de cuatro enfermeras se encuentran en cuarentena.

Sobre la pandemia en el departamento, Juan José Escalante Villagrán, director del área de salud de Totonicapán, informó que no está autorizado para brindar datos de los casos que se registren en el departamento.

Marvin Socop, vocero de la municipalidad, mencionó que “el incidente del cementerio es el resultado de la centralización de los canales de comunicación en el gobierno central”. “Aquí nadie sabe nada, solo se sabe que Totonicapán es de la región dos, y el error del gobierno es centralizar la información”.

Con una posición distinta, el gobernador departamental Jorge Mario Cabrera Ordóñez, señaló que los canales de comunicación de parte del gobierno han sido los adecuados, y que no existe censura por parte de ellos, “lo de ayer nos servirá para mejorar en nuestra planificación y poder mejorar”, apuntó.

Cabrera añadió que hace 20 días ordenó a los ocho alcaldes del departamento que organizaran la escabación de fosas, en donde serían enterrados los fallecidos por COVID-19, pero hasta el momento ninguna preparada.

El alcalde Luis Herrera, mencionó la noche del 25 de abril que una mujer de 61 años, originaria de la aldea Chipuac, había falleció en Alaska, Sololá, cuando era trasladada en una ambulancia al hospital de Villa Nueva. Red25, un medio local de comunicación, le dio cobertura al incidente la noche del sábado.

Oscar Tax, vecino de la zona 1, de la cabecera departamental relató que tienen miedo a lo que puedan estar ocultando las autoridades sobre los casos que ha producido la pandemia. “No sabíamos que existía un caso positivo en el hospital, no podemos imaginar cuanta gente se pudo contagiar”.

Foto: Hospital de Totonicapán

Tres días sin hospital

A partir del día lunes 27 de abril no se estará brindando ningún tipo de servicio en el Hospital Nacional de Totonicapán, quedando restringido el ingreso de cualquier persona.

Por medio de un comunicado el Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social de Guatemala (MSPAS) mencionó las medidas serán aplicadas en las próximas 72 horas.

Durante este periodo se estará realizando un proceso de desinfección a todas las áreas internas y externas del complejo hospitalario. A los pacientes que se encuentren hospitalizados se les seguirá brindando la atención médica, hasta garantizar que se encuentren en las condiciones oportunas para ser dados de alta.

En el caso de los egresos, serán coordinados vía telefónica con el familiar responsable del paciente y se realizarán a partir de las 11 de la mañana.

Asimismo, se hizo la coordinación respectiva con el Área de Salud del departamento, los bomberos municipales y voluntarios, para que todos los pacientes que necesiten de atención hospitalaria sean referidos y trasladados al Hospital Regional de Occidente, ubicado en la ciudad de Quetzaltenango.

En relación a los pacientes hospitalizados se estará brindando información sobre su estado de salud. Por lo que familiares pueden comunicarse al teléfono 7932–1200, que estará habilitado las 24 horas.

Para especialistas como Karin Slowing Umaña, doctora e investigadora social guatemalteca, el cierre del hospital platea una interrogante ¿qué paso antes que la paciente llegara a consulta?

Slowing apunta que “el caso de Totonicapán ilustra el bajo nivel de preparación de la red de salud pública a nivel nacional”, además consideró que si a la población le produce temor visitar los servicios de salud, con lo ocurrido será más complicado.

“El Ministerio de Salud debe recuperar el liderazgo técnico en el manejo de la epidemia. Aquí queda animar a la comunidad y la mejor defensa es la organización, el cuidado mutuo entre las comunidades”, añadió la investigadora.

Edwin Asturias es profesor de Pediatría y Epidemiología de la Escuela de Medicina de la Universidad de Colorado, mencionó que es ilógico que cierren en plena pandemia el Hospital de Totonicapán, además la desinfección del hospital es una solución temporal porque esa solo dura pocas horas”.

Asturias mencionó que los 40 casos por día nos dice que lo peor está por venir en las próximas semanas y se intensificaran, por ello, es de urgencia equipar a médicos enfermeras y hospitales. Además, valoró que los cinco hospitales que se prevee que atiendan a pacientes con COVID-19 no serán suficientes.

“El cierre del hospital pudo haber sido por el temor en los médicos, por la falta de equipo de protección”, comentó Asturias.

Foto: Hospital de Totonicapán

Días cruciales

Una fuente del hospital mencionó que Germán Aguilar, director del nosocomio, está actuando de manera irresponsable y que en los próximos días darán a conocer de estas irregularidades.

A esta situación la organización comunal de los 48 cantones demandó al presidente Alejandro Giammattei; a Hugo Monroy, Ministro de Salud; y a German Shell, viceministro de hospitales, tomar las medidas necesarias para evitar mayores brotes de coronavirus dentro del municipio, investigar el caso de la paciente y descartar que sea un caso comunitario.

Durante el mensaje presidencial del lunes 27 de abril, el presidente Giammattei no se manifestó sobre el cierre del hospital de Totonicapán.

Autoría y edición

Periodista curioso, contador de historias invisibles. Creo en el periodismo riguroso y comprometido.

COMPARTE