Entrevista a Blanca Estela Colop Alvarado candidata a la vicepresidencia por el partido URNG-MAIZ

COMPARTE

Créditos: blanca1
Blanca Estela Colop Alvarado. Foto: Stef Arreaga

Por Stef Arrreaga

14 de junio del 2019

Blanca Estela Colop Alvarado, es una mujer maya quiche’, tiene 61 años. No se identifica con un lugar en específico porque la guerra interna en Guatemala le obligó a desplazarse a otros departamentos por razones de seguridad. Esta experiencia le ha permitido reconocer cada espacio en el que se encuentra como su casa y tierra. Su lucha está enfocada en cada una de las etnias que conforman este país.

En esta entrevista Blanca Estela Colop habló de experiencia laboral, sobre el proceso electoral y los retos que vienen.

¿ Podría contarnos un poco sobre su trayectoria, estudios y experiencia laboral?

Soy maestra de educación primara urbana. Estudié en el Instituto Indígena Nuestra Señora del Socorro en 1976.  Entre 1978 y 1979 cursé dos semestres en la facultad de derecho en la Universidad de San Carlos de Guatemala (USAC). Fue una época difícil para la seguridad de los estudiantes, mataron a casi todos los catedráticos y tuve que dejar los estudios. 

En 1980 me uní a mi compañero Jesús Saloj. Él estaba cerrando la carrera de derecho en ese momento. Ya casada estudié un profesorado en Enseñanza Media, Pedagogía y Ciencias de la Educación, y luego concluí la licenciatura de Pedagogía en Educación.  En 2016 saqué una maestría de Educación Bilingüe Intercultural en la USAC.

Me gusta la educación, pero eso no significa que mi especialidad sea solamente en esa área. Fuera de la academia he realizado investigación sobre la cosmovisión, historia y estudios antropológicos de los pueblos indígenas.

Fui Comisionada Presidencial contra el Racismo, y al mismo tiempo trabajé en el fortalecimiento institucional de la Comisión Presidencial contra la discriminación y el racismo (CODISRA). Bajo mi gestión se formulo la política para la convivencia, también realicé trabajo para combatir el racismo en las aulas de las escuelas, y aportes para entender cómo se trabaja el tema en los medios de comunicación. Allí conocí la institucionalidad pública. Esa es mi experiencia en cargos públicos. También mi experiencia incluye la creación de la Defensoría de la Mujer Indígena (Demi), y que ademas, quedara suscrita a la Comisión Presidencial Coordinadora de la Política del Ejecutivo en materia de Derechos Humanos (COPREDEH).

En 1985, uno de los años más duros en el país, empecé junto a otras personas un movimiento para la creación de la Academia de Lenguas Mayas de Guatemala (ALMG), de la que fui cofundadora.

Blanca Estela Colop Alvarado. Foto: Stef Arreaga

En su experiencia de trabajo ¿cuál ha sido su experiencia con mujeres?

Con mujeres he trabajado en varias oportunidades, en diferentes áreas. Por ejemplo, en proyectos con maestras y madres de familia. También con organizaciones de mujeres con la idea de contribuir a nuevos cuadros. Trabajé con las organizaciones Alas de Mariposas y la Colectiva para la Defensa de los Derechos de las Mujeres en Guatemala (Codefem).  También trabajé en una red de mujeres del Municipio de Villa Nueva,  en temas municipales, con unas de 250 mujeres lideresas, activistas de derechos humanos.

¿Cuándo se involucró en la URNG?

Como partido fue recientemente. Como adhesión ideológica desde los 15 años. Me incorporé a la Organización del Pueblo en Armas (ORPA), allí me formé políticamente y fui cuadro político. Me dediqué a la formación de nuevos cuadros, en ese tiempo los compañeros estaban en acción, y me tocó formar a mucha gente en los pueblos. No me llamó la atención involucrarme de lleno en partidos políticos de izquierda, porque sentí que mucho de lo aprendido en la formación quedaba entre dicho, y vi que la actitud de muchos era individualista.

¿Qué la motivó involucrarse en la URNG?

Las lideresas de Villa Nueva con las que ya había trabajado me propusieron para alcaldesa de ese municipio, pero al final no se pudo. Luego los compañeros me llamaron y me propusieron ser candidata a la vicepresidencia la actual contienda electoral.  Me costó mucho tomar la decisión, requiere dinero, tiempo, y tuve que pensarlo detenidamente junto a mi familia.  

Los dirigentes del partido me dieron sus razones. Una de las propuestas más importantes consitió en cómo rescatar el partido. Ycon la conciencia política que yo traía se volvió un deber para mí, y por eso estoy aquí.

¿Cómo supo que el candidato para presidente era Pablo Ceto?

Me volvieron a recalcar si estaba conforme con la propuesta, y me pidieron que llegara a la asamblea, yo no sabía quién era el candidato a la presidencia, sabía que había más personas propuestas. A Pablo ya lo conocía porque somos de la misma generación, pero nunca habíamos trabajado juntos. Él fue activista y líder campesino, así como uno de los fundadores del CUC. Me siento afortunada de poder hacer equipo con él.

¿En el actual proceso electoral ha recibido algún ataque o ha sido discriminada por ser mujer indígena?

Sí, el día en que recibimos la credencial, nos hicieron una mofa. En ella incluían a Thelma Aldana, y una foto mía en la que decía “la señora de la limpieza ya tiene su credencial, y vos Thelma nanay”. Eso fue un abuso y falta de respeto. Nos pareció discriminativo y racista, y fue denunciado ante el Ministerio Público (MP). Aún no tenemos resultados pero lo llevaremos hasta las últimas consecuencias.

Cuando nos presentan como candidatos hay quienes se ríen de nosotros. En la cosmovisión de los pueblos indígenas vemos a los servidores públicos, como servidores. Esa es la lógica. que nos escogen para servir a nuestro pueblo. La gente en las comunidades nos recibe con respeto, pero no nos considera su autoridad.

¿Cuál es la propuesta de URNG sobre los temas de femicidio, protección infantil y el aborto?

Nuestra propuesta está enfocada en la salud integral de la mujer, también la atención primaria a la salud. En el tema de la niñez nos enfocaremos en la educación pre primaria y primaria, porque consideramos que se ha coartado el derecho a la cobertura y calidad educativa.

Con relación al aborto, eso depende de qué tipo sea. No podemos coartar el derecho de realizarlo si una mujer fue violada. Las madres somos las que menos queremos eso, decidimos por la vida de nuestros hijos, es una cuestión muy difícil. Todo depende de la situación.

De no ganar las elecciones ¿en qué continuará trabajando?

Con lo que hemos visto en este periodo de campaña, hay demasiadas cosas que hacer en este país. Me voy a dedicar al desarrollo económico, no voy a esperar tener un puesto político para ayudar a la gente.  Me he comprometido con grupos de mujeres organizadas para ayudarlas a exportar, a crear cooperativas.

¿Cuál es su mensaje final para las mujeres que van a votar este domingo en las elecciones?

Sabemos que las mujeres forman la mayor parte del padrón electoral. Son las mujeres las que van a decidir quiénes van a gobernar los siguientes cuatro años. Les digo que hagan la lectura de lo que está pasando, el llamdo es para que reflexionen y decidan quién quiere que gobierne el país. Considero que estas elecciones son una gran oportunidad para Guatemala identifique los problemas más importantes, cuáles son los nudos que hay que desatar. Algunas personas han dicho que los indígenas somos el atraso del país, pero hemos demostrado que nosotros hemos sostenido la economía del país a través de nuestros hermanos migrantes, a través del trabajo cotidiano inclaudicable en nuestras comunidades a través de los esfuerzos que hacen por mantener la salud de las localidades, por mantener la educación con los principios y valores que nos identifican.

En estas elecciones tenemos un binomio indígena que tiene toda esa formación e ideología del equilibrio y la justicia como parte de nuestra propia vida. Las mujeres y los jóvenes tienen la opción y la oportunidad de guiarse para saber por quién votar. Yo les pediría que fuera por la mazorquita de la URNG, ustedes decidirán quién es el binomio idóneo para representar al país.

Autoría y edición

Investigadora, periodista y diseñadora gráfica.

COMPARTE