Créditos: respeta
Tiempo de lectura: < 1 minuto

Por Polígrafo

12 de marzo 2019

Durante el fin de semana se dio un debate de alcance internacional a través de las redes sociales, sobre la forma de expresarse para reclamar el alto a la violencia contra la mujer.

Algunas personas reclamaban que manchar las paredes públicas con consignas o nombres de mujeres asesinadas no resolvía nada.

Para quienes iniciaron el debate sobre el tema de manchar paredes, este “vandalismo”, es “exigir derechos violando otros”, criticó el tuitero Juan Diego Godoy.

No obstante, para otros tuiteros, el hecho de criticar y reclamar por las pintas en las paredes pero no condenar los asesinatos de niñas y mujeres es reprochable.

Entre los tuits en defensa de las pintas, estaba uno que señalaba: “Quisiera ser pared para que los hombres me respetarán y defendieran así”. Y: “Es una pena que los indigne más una pared pintada que una niña asesinada”.

¿Qué piensas de este debate?

¿Consideras, como Godoy, que no se puede reclamar un derecho manchando la propiedad privada?

¿Qué alternativas considerarías para protestar por la violencia contra la mujer?

Autoría y edición

COMPARTE