Los q’eqchi’, poqomchi’ y mestizos, dicen no a la amnistía

COMPARTE

Créditos: editchice3
Caso Creompaz

Por: Gilberto Cucul/Rony Morales

El pasado 25 de febrero, en el municipio de Chisec, Alta Verapaz, familiares, víctimas y sobrevivientes del conflicto armado interno —de origen q’eqchi’, poqomchi’ y mestizo—, se concentraron en el parque central de la cabecera municipal de Chisec, con el objetivo de reivindicar el día nacional de la dignidad de víctimas del conflicto armado interno.

Comunidades procedentes de diferentes municipios viajaron hasta el municipio de Chisec, para unirse a la conmemoración. Durante la jornada participaron grupos artísticos de jóvenes provenientes de diferentes municipios del departamento de Alta Verapaz, siendo el grupo “Nawal Winaq Aj Chicho”, con integrantes jóvenes del municipio de San Cristóbal Verapaz, también el grupo de jóvenes y jovencitas denominado “Los Astros” de la comunidad de Copal, La Esperanza, del municipio de Cobán, el cual dramatizaron las violaciones de derechos humanos cometidos por el Ejércitos de Guatemala durante la guerra interna. De esta manera los jóvenes hicieron el llamado de unirse en el rechazo de la reforma de la Ley de Reconciliación Nacional que daría amnistía a los criminales sentenciados y por sentenciar.


Caso Creompaz

La señora Lucía Xoy Tzalam, maya poqomchi’, destacó en su testimonio que ya  ella y su familia sufrieron la guerra: “Yo estaba con mi familia en la comunidad San Lucas Chiaq’aal, San Cristóbal, cuando observamos cómo sobrevolaban helicópteros del Ejércitos encima de nuestras casas. Lo que hicimos era escondernos en las montañas (…) A mi querido padre, Domingo Xoy, lo mataron (…) Ahora estamos aun esperando una reparación digna. Este conflicto nos creó mucha enfermedad y pobreza”.

En las actividades manifestaron que la iniciativa 5377 (la amnistía) sólo favorece al Ejército, expatrulleros y comisionados militares que masacraron familias mayas. Esta iniciativa estaría violentando los convenios internacionales en materia de derechos humanos, además se perpetuaría la impunidad y el riesgo de que se repitan hechos similares en un futuro cercano.


Caso Creompaz

En un comunicado publicado por las familias y organizaciones de la región  se dieron a conocer los datos estadísticos sobre el caso Creompaz, donde fueron encontradas hasta el momento quinientos sesenta y cinco (565) osamentas en ochenta (80) fosas clandestinas, pertenecientes a  22 infantes de  (0-3 años), 20 niñas y niños (4-12 años), 52 adolescentes (13-17 años), 130 adultos jóvenes (18-25 años), 315 adultos (26-49 años) 3 ancianos (mayores de 50 años) y 22 individuos no determinados. Ya se ha dictaminado que, de ese total, 149 personas de las etnias poqomchi´, q´eqchi´ achi, ixil y k´iche´.

Autoría y edición

COMPARTE