El gobierno violentó los derechos humanos, pasando por encima de una resolución de la CC

COMPARTE

Créditos: Simón Antonio.
Tiempo de lectura: 3 minutos

Por Simón Antonio

Todos los 14 de septiembre, los establecimientos educativos desfilan en las principales calles de los municipios y las ciudades del país. Esta vez el gobierno de Jimmy Morales impidió el acceso a la población a la Plaza Central de la Ciudad de Guatemala, poniendo vallas metálicas en el perímetro. Limitó la libertad de expresión y de manifestación, controlando y cacheando a la gente, incluso a menores de edad. Llenó de militares y policías su perímetro y lo mismo hizo en varios lugares del país, donde incluso fueron los militares quienes desfilaron.

Esta medida adoptada por el gobierno contraviene la resolución de la Corte de Constitucionalidad-  CC, emitida el 13 de septiembre, donde resolvió otorgar amparo provisional a la Universidad de San Carlos de Guatemala. Se ordenó al gobierno que garantice el ejercicio de libre manifestación ante las convocatorias realizadas por la población.

No se garantizó el derecho a la manifestación y la libertad de prensa

Desde las primeras horas de este día, fueron cercadas las calles en los alrededores de Casa Presidencial, Palacio Nacional de la Cultura, Catedral Metropolitana, el Portal del Comercio y el Parque Centenario, que dificultaba la entrada de las personas al Parque Central, donde se montaron los escenarios para los actos oficiales para horas más tarde.

Para poder acceder, las personas tenían que ser cacheadas por elementos de la Secretaría de Asuntos Administrativos y Seguridad SAAS, institución que provee seguridad al presidente, vicepresidente, ministros y sus familias. De acuerdo a las leyes del país sólo la Policía Nacional Civil puede revisar tus pertinencias.

Por estas medidas arbitrarias y prepotentes, fueron hostigados por la policía, el periodista estadounidense Jeff Abbott y la periodista canadiense Sandra Cuffe, ambos colaboradores de Prensa Comunitaria, cuando realizaban su cobertura en el lugar.

Las denuncias en la PDH y las investigaciones del MP  

Ante estas restricciones, la oficina del Procurador de los Derechos Humanos (PDH), recibió tres tipos de denuncias que son limitaciones al derecho a la libre locomoción. Afectaciones a personas mayores que caminan distancias prolongadas para llegar a su destino; revisión por parte de agentes de la SAAS a mujeres y niños; y comercios afectados. La PDH recomendó que evitaran realizar las revisiones, ya que contravienen el artículo 25 de la Constitución. Se contactó a autoridades de la PNC para que, de ser necesario, fueran ellos quienes registraran a las personas y que a las mujeres las revisaran agentes mujeres. Así lo informó la oficina de Comunicación Social del magistrado de conciencia.

A pesar que las recomendaciones de la PDH fueron implementadas, la población que transitaba calificó de abuso las restricciones implementadas por el gobierno, como también el despliegue excesivo de elementos de la PNC y del Ejército.

El Fiscal de Sección de Delitos Administrativos del Ministerio Público, Yoni Morales, llegó a la Plaza, para recabar información. Después, por medio de un comunicado de prensa, informaron que se abrieron dos expedientes, por limitar el acceso a la población al área y por la prohibición de la libre expresión del pensamiento.

Autoría y edición

Periodista Maya Q'anjob'al

COMPARTE