Créditos: Simón Antonio.
Tiempo de lectura: 2 minutos

Texto y fotografías: Simón Antonio

El 16 de marzo, en el peritaje militar que fue presentado en el juicio por genocidio y delitos contra los deberes de humanidad al general José Mauricio Rodríguez Sánchez, el exmilitar peruano Rodolfo Robles Espinosa, detalló la responsabilidad desde un punto de vista militar, el alto mando del ejército violó los derechos humanos del pueblo maya Ixil durante los años de 1982 y 1983 en el gobierno del dictador José Efraín Ríos Montt.

“En la guerra no convencional o la guerra contra la subversión, entre más se conoce al enemigo es más eficaz”, dijo Robles al referirse al trabajo que hacía la inteligencia militar “por eso Ríos Montt le dio mucho valor a la guerra psicológica” agregó.

La línea de mando del ejército esta desde el G1 al G5, sin embargo el perito solo se refirió hasta el G3 y estableció la responsabilidad de cada unidad para una operación específica. “El G1 es responsable de la logística, el G2 de inteligencia y el G3 de las operaciones” repitió en varios momentos a largo de la presentación del peritaje.

“Todas las operaciones son conclusiones del G2 porque es el oído y ojo del ejército en el terreno” dijo al referirse al trabajo de inteligencia militar.  “Cuando ya hay un trabajo de inteligencia el G3 lo que tiene que hacer es diseñar las operaciones, un plan debe cumplirse a cabalidad”  dijo Robles.

Cuando fue cuestionado Robles por la defensa de José Mauricio Rodríguez, sobre el cumplimiento de los manuales y planes de operaciones:

-Si un manual o un plan debe cumplirse a cabalidad ¿Dónde dice que hay que matar a hombres y mujeres maya Ixil? –preguntó la defensa.

-Ahí está el error; -respondió el perito.

-En ninguna parte de los planes dice que hay que violar a mujeres sin embargo sucedió, lo que quiere decir que hubo errores en el terreno. Y ahí es donde se debió evaluar nuevamente el plan, pero no se hizo y se siguieron cometiendo errores. La planificación y los hechos no cuadran. –Agregó Robles.

El exmilitar peruano dijo que ante estas situaciones la responsabilidad está en la cadena de mando, desde el diseño, la ejecución y el monitoreo de las operaciones. “Todos son responsables desde el jefe del Estado Mayor General del Ejército hasta los tenientes y cabos en el terreno” refiriéndose a la responsabilidad de los mandos sobre los errores en las operaciones militares.

Robles indicó que la política de seguridad nacional que se implementó en el país proviene de la doctrina de seguridad nacional que se enseña en la Escuelas de las Américas por parte de Estados Unidos, Guatemala tomó como referencia a los diseños de varios países, entre ellos  Colombia, Perú, Chile y Argentina.

Autoría y edición

Periodista Maya Q'anjob'al

COMPARTE