Huehuetenango: Hidro Santa Cruz S.A. un caso de corrupción e impunidad en Barillas

COMPARTE

Créditos: 24068319_1467805450003956_8610507909756031106_n

Por Checha Luin.

Desde el año 2008 las comunidades y el movimiento social en el municipio denunció que la empresa no tenía los permisos de los municipales ni estatales para operar, varios documentos que muestran la gestión de cancelación de dos hidroeléctricas en 2016 en los registros del Ministerio de Energía y Minas evidenciaron que los permisos y licencias de autorización de construcción no existieron, tampoco los permisos de operación, esto solamente confirman la cooptación del Estado por las empresas transnacionales que operan de manera anómala en los territorios de los pueblos indígenas en Guatemala.-

La empresa española Ecoener Hidralia Energía propiedad de los hermanos Castro Valdivia buscaron instalar sus proyectos hidroeléctricos desde el año 2008 afectando a las comunidades del municipio de Barillas, lo mismo ocurre en el municipio de San Mateo Ixtatán con los proyectos de la empresa Proyectos de Desarrollo Hídricos PDHSA vinculados al grupo Castro Valdivia.

El 22 de diciembre de 2016 la empresa externó públicamente que se retiraría del país sin explicar cómo renunciaría a las empresas acreditadas en Guatemala que suman más de cinco o cómo prescindiría de los proyectos otorgados por el Estado en otras regiones del país.

Durante 9 años la actividad de esta empresa española y tres gobiernos provocaron muchos daños en Barillas; el asesinato de varios comunitarios como el caso de Andrés Pedro Miguel el 1 de mayo 2012, la persecución, criminalización y cárcel política de más de 20 autoridades comunitarias y la imposición de un Estado de Sitio en 2012.

Las acusaciones y procesos penales reflejaron como los operadores de justicia desde el Juzgado de Paz en el municipio, la Policía Nacional Civil (PNC) en Barillas y los administradores de Justicia en el Centro de Administración de Justicia (CAJ) en Santa Eulalia Huehuetenango beneficiaron los intereses de los empresarios, especialmente de los hermanos Castro Valdivia.

En la población dejaron  muchas duras sí los hermanos Castro Valdivia se finalmente renunciaron a construir las hidroeléctricas en Barillas, esas dudas se acrecientan con los casos de corrupción que vinculan a varios de sus aliados con casos de corrupción en la municipalidad de Barillas y en Huehuetenango, misma corrupción que permitió que la empresa operara hasta el 2016.

 

Autoría y edición

Director de Investigación en | Web

Historiador y foto periodista, fundador de Prensa Comunitaria y miembro del equipo de investigación Green Blood y Colibrí Zurdo. Columnista en desInformémonos México #Periodismo #PrensaComunitaria #Investigación

COMPARTE