Piden a Juzgado de Mayor Riesgo A desista persecución penal contra autoridades comunitarias

COMPARTE

Créditos: caldh
Fotografía: CALDH
Fotografía: CALDH

Con información y fotografías: comunicación de CALDH

En el 14 nivel del  Tribunal de Mayor Riesgo Grupo A, abogados y organizaciones de mujeres hicieron entrega de un memorial a esta adjudicatura. El Abogado Benito Morales quien ha acompañado a los hombres y las mujeres defensoras del territorio en la defensa por la criminalización que sufren por parte del Estado de Guatemala da declaraciones:

“Se trata de hacer una reiteración al Tribunal de Mayor Riesgo Grupo A, que tiene a su cargo el control jurisdiccional de una acusación que el Ministerio Público –MP- desde hace aproximadamente  tres años inició y que tiene que ver con la persecución en contra de una cantidad del líderes y lideresas comunitarias del norte de Huehuetenango, que son acusadas de haber retenido a los funcionarios del Centro de Administración de Justicia –CAJ- de Santa Eulalia, cuando en realidad lo que estaban haciendo era reivindicando sus derechos al territorio, a los bienes naturales, al agua, los ríos, los bosques y lo que han hecho en un momento determinado es exigir que se haga justicia y que no se siga criminalizando a una cantidad de personas líderes comunitarios. Eso les ha valido que se haya iniciado una persecución en contra de ellos.

Lo preocupante en este momento es que ya muchas personas fueron sometidas a debate oral y público. Se ha demostrado ante un tribunal de sentencia que fue un invento que el MP hizo, se logró demostrar contundentemente en este debate, lo preocupante es que hay un grupo de personas significativo, entre ellas seis mujeres, donde también pesan en su contra órdenes de detención por plagio o secuestro, eso es lo que estamos haciendo, estamos presentando un memorial en el sentido de que la responsable de este juzgado en el tribunal, pueda analizar que esa orden de captura fue arbitraria, que se hizo mediante procedimientos anómalos, en donde se confabularon jueces y fiscales para poder dictar esas órdenes de captura y con ello lo que han hecho es lograr que mujeres y hombres en las comunidades no puedan salir de su territorio con el riesgo de que sean detenidas y pasar tiempo en las cárceles mientras se dilucida su situación.

Estamos demostrando que esa orden de aprehensión que pesa fue arbitraria, se cometieron ilegalidades y esperamos que la jueza responsable de este juzgado pueda analizarlo y revocar, anular esas órdenes para que esas personas puedan vivir tranquilamente.

Fotografía: CALDH
Fotografía: CALDH

Repudio a la criminalización a las mujeres defensoras

En el marco del 25 de noviembre “Día de la no violencia contra las mujeres” recordamos   a todas las mujeres que han estado enfrentando violencia por la defensa de sus vidas y de sus territorios. Gracias a miles y miles de mujeres mayas, garífunas, xincas, mestizas, indígenas, ladinas, adultas, ancianas, jóvenes y niñas, que estamos caminando en todo el territorio guatemalteco diciéndole no a la violencia contra nuestros cuerpos, no a la violencia y explotación de nuestros territorios.

Agradecemos a todas las que han roto el silencio y han podido defender sus sueños, sus alegrías, su cuerpo, el agua, la tierra, el bosque, los ríos, los lagos, la red de la vida. Damos gracias a cada una de ellas y damos la bienvenida a todas las otras que se están uniendo para romper con este continuum de violencia que hemos vivido históricamente.

Exigimos al sistema de justicia que cese la persecución penal contra las mujeres defensoras del territorio y  la vida que han sido víctimas de las políticas de criminalización que el Estado implementa para favorecer a las transnacionales. Ha quedado comprobado con sentencias y con el sobreseimiento de casos, que las causas iniciadas son infundadas  y maliciosas para detener la lucha de los pueblos”.

Pedimos que el Estado defienda a la población y no  los intereses de unos pocos. Le recordamos que ha firmado el Convenio 169 y la Declaración de las Naciones Unidas sobre los derechos de los pueblos indígenas, por lo que su compromiso es con los pueblos y la garantía de sus derechos humanos.

Saludamos a las mujeres Q’anjob’ales, Chuj. Q’eqchi’, Mam, K’iché, Kaqchikeles, a las mujeres de la Puya, a las de Xalapán, a las de San Juan Sacatepéquez, a las de Santa Eulalia y Barrillas de Huehuetenango, a todas y cada una, defensoras del territorio que históricamente hemos insistido no a la colonización, no al racismo, no a las opresiones que criminalizan por la lucha a la vida, maltiox, b’antiox, tantix.

En este día de la no violencia, decimos NO a la criminalización de las mujeres defensoras de la vida.

LAS MUJERES FLORECEMOS EN LA ALEGRÍA POR LA VIDA

Autoría y edición

Descendencia kaqchikel y afrodescendiente. Infancia en la cuna de una organización revolucionaria. Crecida dentro de la revolución cubana.

COMPARTE